Adaptación al cambio climático, una lectura desde las experiencias agroecológicas en los páramos del Carchi, Ecuador.

Gira intercambio Carchi

18 May 2015 | News story

Compartir y conocer las experiencias sobre manejo sustentable e integral en la producción es una de las actividades contempladas por la Corporación Grupo Randi Randi en el proyecto regional Comunidades de los Páramos. Actividad que inició con una gira de observación a dos fincas agroecológicas de las parroquias San Gabriel y García Moreno, provincia del Carchi, Ecuador, en la cual participaron 40 personas representantes de la comunidad Palo Blanco, la Asociación San Luís y la Comuna Ancestral La Libertad. 

El domingo 8 de marzo, empezamos el recorrido en la finca integral de la familia Tirira Pusdá que se encuentra en la comunidad Chután Bajo de la parroquia San Gabriel, cantón Montúfar. Finca que, en palabras de María Teresa Pusdá, empezó hace más de dos años con el apoyo del gobierno provincial del Carchi, como una medida para frenar la expansión agrícola sobre las zonas de páramo.

La finca, como sistema agrosustentable, cuenta con seis componentes: avicultura y cunicultura (conejos y cuyes) para la producción de abono orgánico, huevos y carne de consumo familiar, crianza de cerdos para la producción de biogas (a través de un biodigestor) que se usa en la cocina, y biol que sirve para los cultivos, lombricultura, para mejorar la fertilidad del suelo, frutales y una huerta de plantas medicinales que, como indica María Teresa, "ya no se compra en el mercado, sino que nosotros y la comunidad usamos". Además, cuenta con un pequeño sistema de purificación de aguas servidas que se usa en los cultivos. Para Daniel Tirira "uno de los principios que se debe tener en cuenta al instalar estos sistemas, es la preservación del medio ambiente; nosotros vamos a sacar provecho de la naturaleza y tenemos que devolverle".

Cerca del medio día vistamos la finca agroecológica Mano de Agua, una iniciativa familiar cuyo nombre se debe a la forma en que los ancianos se referían a la escasez de agua en la zona, como indica Aldemar Nejer, técnico local del proyecto y propietario de la finca: "Nuestros mayores decían que cayera una manito de agua para sembrar y nosotros recogimos esa palabra para la finca porque así valoramos este espacio".

El proceso nace en el año 2010, después de instar a las y los agricultores de otros sitios a cambiar el monocultivo por otras alternativas que permitan enfrentar el cambio climático. En una primera etapa se trabajó la planificación a nivel familiar, a través de la percepción de hombres y mujeres sobre el uso del espacio. Se diseñaron curvas de nivel para conservar el suelo y dos sistemas para recolección y almacenamiento de agua de lluvia; y se sembraron plantas nativas (aliso, pumamaqui y arrayan), frutales y cultivos ancestrales (oca, papa chawcha, melloco).
Esta experiencia, según Aldemar, es un intento de "demostrar que se pueden hacer otras actividades dentro de las comunidades; lo que queremos es que se repliquen y se masifiquen, que la gente entienda que esta son medidas frente a los cambios del clima y sirven para mejorar nuestro entorno, nuestra vida misma".

El proyecto "Comunidades de los páramos" se centra en el fortalecimiento de las capacidades de mujeres y hombres rurales de las regiones del páramo andino y la coordinación de las multiples partes interesadas para mejorar la adaptación de sus ecosistemas a la variabilidad del cambio del clima.

Donante: Ministerio de Asuntos Exteriores de Finlandia.

Fotografía: Componente de Cunicultura de la Finca Tirira-Pusdá. Parroquia San Gabriel, Prov. del Carchi, Ecuador Daniela Aguirre-Torres, Comunidades de los páramos, UICN, 2015

Bases de datos sobre conservación

Portal CES newsletter

Infórmate de las últimas noticias

Suscribirse a Portal CES newsletter feed